Protesta de trabajadores y vecinos de una salita frente al municipio de...

Protesta de trabajadores y vecinos de una salita frente al municipio de San Martín

Se trata del Centro de Salud N° 10 de Villa Esperanza, de José León Suárez, que fue creada por el trabajo de su propia comunidad. Denuncian a la gestión comunal por interferir en su gestión comunitaria y asamblearia.

Compartir
La protesta hoy, frente al municipio.

Médicos, residentes y vecinos de la salita N° 10 de Villa Esperanza, del Partido de San Martín, realizaron hoy una asamblea en la puerta del Municipio en rechazo a la intervención que hizo la comuna contra el modo de organización comunitaria que viene teniendo el Centro de Salud desde hace años. Se trata de una protesta más que simbólica: las asambleas son, por caso, la herramienta que desde hace 15 años utilizan los trabajadores y trabajadoras de la salita, junto a vecinos y miembros de la comunidad, para elegir a sus autoridades y realizar tareas de mantenimiento y de gestión. Pero las autoridades municipales actuales decidieron romper con esto de forma unilateral.

“Desde hace 15 años el Centro de Salud elige de manera democrática, con la participación de trabajadores y trabajadoras del Centro y la comunidad, a la persona que llevará adelante las tareas de gestión desde la Dirección del mismo. Este año, tras la renuncia de la última directora elegida en asamblea, se elaboró y presentó en el municipio un proyecto construido colectivamente junto al barrio y con la firma de muchísimos de sus vecinos y vecinas, proponiendo un espacio de gestión abierto y participativo, donde todo el equipo del CAPS y la comunidad tengan voz y voto a la hora de tomar decisiones sobre el Centro”, señalaron en un comunicado. Y agregaron: “La actual gestión municipal del Intendente Gabriel Katopodis, representada por el Secretario de Salud Diego Capurro y el Subsecretario Claudio Bloch -quienes estuvieron presentes en algunas de nuestras asambleas- rechazó unilateralmente el proyecto presentado, desconociendo y violentando el legítimo proceso democrático que nos venimos dando desde la asamblea del barrio para elegir nuestra dirección y forma de  gestión”.

salita 10 de san martin

“Nos convocamos en el municipio para entregar de manera formal nuestro reclamo: hay una oleada de cambios conservadores que vienen a vulnerar derechos, entre ellos, el derecho legítimo que construyó la comunidad de la salita para elegir a la persona que esté a cargo de la dirección”, especificó a El Argentino ZN Ana Paula Fagioli, médica generalista del CAPS. Y destacó que están haciendo el reclamo con el apoyo de la Asociación Sindical de Profesionales de la Salud bonaerense (CICOP).

“Los trabajadores del equipo estamos hace años en la salita. Junto a vecinos hemos actuado siempre de forma autogestiva. Hace unos años, por ejemplo, con los vecinos construimos nosotros mismos más consultorios que necesitábamos, con plata que gestionamos a través de una ONG”, agregó Fagioli. Y contó que entre los profesionales propuestos por el mismo equipo para ocupar la dirección se encuentran profesionales que hace más de 10 años trabajan en el CAPS.

Sin ir más lejos, el Centro de Salud N° 10 se construyó en terrenos que pertenecen a los propios vecinos y vecinas, quienes desde hace 5 décadas se organizan y participan para construir cada día en el barrio.

Según relatan desde la asamblea de la salita, el municipio se presentó sin previo aviso con la nueva Directora elegida por ellos elegida para asumir en el cargo. “En una nueva asamblea espontánea, con gente de toda la comunidad, se les informó que no sería reconocida y se acordó para el siguiente lunes 13 la designación interina de un integrante del equipo como director/a con el objetivo de asegurar el normal funcionamiento del Centro mientras se resuelve el conflicto”, relataron. Y agregaron: “El municipio tampoco cumplió este acuerdo. Por lo tanto, durante esa misma semana se presentó una nota firmada por los vecinos y vecinas invitando al Intendente a participar de la asamblea del jueves 16 para que escuche de boca de vecinas y vecinos la decisión tomada. Mediante una comunicación telefónica se nos informó que no se presentaría ningún representante del municipio y que se cerraban las vías de diálogo en tanto la asamblea no reconociera a la Directora por ellos impuesta”.

salita 10 snm_3
Pero eso no es todo. “A raíz del conflicto, desde el municipio se ha intentado intimidar a trabajadores de este y otros Centros de Salud haciéndoles saber que corrían riesgo sus trabajos, y se ha amenazado con mover a la residencia de medicina general de sede, lo cual implicaría el traslado arbitrario de 17 trabajadores/as y el abandono de numerosas tareas asistenciales y comunitarias que la misma realiza”, informaron.

Por todo esto, se convocaron hoy, a las 11.30, frente a la municipalidad. “Venimos a exigir que se respete nuestro legítimo derecho a decidir qué salud queremos”.

Las asambleas de la salita, ubicada en Garibaldi y Charlone (José León Suárez) están compuestas por más de 70 miembros de la comunidad, entre trabajadores, vecinos e integrantes del Bachillerato popular 19 de Diciembre y estudiantes y docentes de la Escuela N 8. En ella trabajan 9 profesionales de la salud más 14 residentes, atiende a unas 9000 personas en el área programática, y es de referencia modelo en medicina integral para diferentes barrios del distrito.

Dejar una respuesta